C/ COLOMBIA, Nº4, PETRER (ALICANTE)
SI A VIVIR UNA AVENTURA

MÓVIL DE CONTACTO    620 703 456
SI A CONECTAR CONTIGO

Hay alumnos que se resisten a cambiar de pareja al bailar, y acuden a clase con su pareja para aprender bailes de salón u otras disciplinas, y entienden que deben practicar y bailar juntos. Sin embargo, hay dos puntos importantes que debemos destacar.

Vamos a verlos👇🏽

No hace falta tener pareja para aprender a bailar

En primer lugar, no es necesario tener una pareja para aprender a bailar.

Si tienes ganas de aprender salsa o bachata, puedes inscribirte en una escuela de baile sin tener que convencer a nadie.

Muchas personas pierden la oportunidad de aprender porque no tienen pareja para acompañarlos a clase, pero esto no es necesario. Además, cualquier buen profesor de baile recomendará que practiques con diferentes parejas, ya que cambiar de pareja en el baile no solo es beneficioso, sino que es la mejor forma de aprender a bailar bien y asimilar todo lo aprendido más rápidamente.

Cambiar de pareja en el baile es la mejor forma de aprender

Si solo bailas con la misma persona, es posible que los errores se conviertan en “vicios” y se arraiguen en la técnica que estás aprendiendo. Esto dificulta el proceso de aprendizaje y puede llevar a errores que sean difíciles de detectar. Por lo tanto, cambiar de pareja en el baile es esencial para detectar los errores y corregirlos rápidamente.

Este consejo también es aplicable fuera de la academia, en convenciones y sociales de baile. Cambiar de pareja ayuda a adquirir nuevas habilidades, desarrollar una mayor capacidad de improvisación y adaptarse a diferentes ritmos. También es importante para que el hombre, que lleva el ritmo, aprenda a adaptar su nivel y sus pasos a cada pareja, mientras que la mujer aprenderá a seguir los pasos de diferentes hombres. Si siempre bailas con la misma persona, la monotonía se instalará y el baile perderá su espontaneidad y frescura.

Por lo tanto, cambiar de pareja en el baile no solo es recomendable, sino que es esencial para disfrutar del baile como un aprendizaje constante, descubrir nuevos recursos y tener siempre un pequeño reto que alcanzar. Así que si quieres aprender a bailar, no dudes en visitar nuestra escuela y comenzar a disfrutar cuanto antes.

¡Te esperamos!

Te invitamos a bailar!

Déjanos tu email por aquí y te mandamos una invitación exclusiva para que vengas a probar una de nuestras clases.